La Clave
Los Monos de la Clave
 
Director: Jose Luis Balbin
 
| Inicio | Artículos Balbín | Hemeroteca | Colaboradores Actuales | El Triángulo | Errores Judiciales | Videos | Denuncias | Anuncio
19-11-2012
LOS RESPONSABLES OCULTOS

Hay muchos, muchísimos, españoles de ambos géneros que están activa y seriamente en contra del planteamiento separatista, llámese soberanista o como eufemísticamente se le quiera llamar, pues aunque la mona se vista de seda, … Es muy frecuente arremeter contra la pareja de líderes señores MAS URKULLU, atacándoles con toda una batería de argumentos, algunos remontándose a los Reyes Católicos, pero siempre dejándolos por los suelos. Creo que no es justo (como diría un inglés) o al menos no es lo más justo. Ya va siendo hora de que hablemos de los muchos responsables ocultos o anónimos que hay detrás de los jefes de filas y les otorguemos el protagonismo que merecen. Ni Mas ni Urcullu, ni tantos otros, dirían lo que dicen ni harían lo que hacen si sospecharan que los ciudadanos no piensan mayoritariamente así. Los líderes políticos, si se me permite el lenguaje coloquial, lo que hacen es “ponerse al frente de la manifestación”. Reconducir, sistematizar y perfeccionar la forma de presentación de unos deseos que detectan en la ciudadanía y los expresan mejor que el resto de su partido, tanto en la parte atractiva de esos deseos, como en la forma que consideran más eficaz para conseguir su realización. Suelen ser listos, audaces, tremendamente trabajadores y casi siempre personas con suerte, aparte de que están muy bien pagados y algunos llegan al puesto por su inmejorable relación con el líder al que suceden, como ya ocurría en el Imperio romano. Ahora bien, para preparar el núcleo de su programa electoral, respetando los límites ideológicos de su partido, sólo necesitan resumir lo que su olfato político les dice que le gustaría oír al pueblo y luego prometer que lo van a conseguir antes y mejor que sus competidores ante las urnas.

A quienes detestan y atacan a estos líderes separatistas habría que decirles que si ellos desaparecieran, inmediatamente surgirían otros para decir también lo mismo, porque todos saben que es como más les puede aumentar el número de votantes, objetivo prioritario de la mayor parte de los políticos.

El hecho verdaderamente importante es que, si la mayor parte de los que van a votar no estuvieran a favor de esas tesis separatistas no darían su papeleta precisamente a estos partidos, se la darían a otros. La conclusión es obvia. Por supuesto los líderes son los máximos protagonistas, pero esa mayoría, de nombres ocultos, esos catalanes y vascos anónimos, que dan el triunfo a CiU y al PNV, son los que tienen la última palabra y por tanto la auténtica responsabilidad de que se pueda, o no, dar el primer paso importante –que no es ninguna broma– para intentar partir España. Y no porque sea una decisión colectiva, repartida entre muchas personas, se debe olvidar que esas personas –todas y cada una de ellas– son las que en última instancia están a favor de lo que ocurra. Y si no lo están, como dicen algunos optimistas, para el resultado da lo mismo, es como si lo estuvieran.

ALONSO QUIJANO

Copyright © 2011 Pravia Imagen y Comunicación, S.L. Todos los derechos reservados | Aviso Legal | Contacto